ORIGEN:

Siendo el Rottweiler una de las razas de perros más populares en las últimas décadas, es de esperar que hayan surgido varias explicaciones que justifiquen el origen de este perro. Algunas de estas sugerencias tienen mucha lógica, y otras glorifican al Rottweiler un poquito. No cabe dudas que la estirpe es antigua, el menos de los tiempos medievales, y que es natural de Europea, con posibles orígenes en la región de Rottweil al sur de Alemania. Pero bueno, aquí le presentamos algunas de las versiones que hemos leído que tratan con el origen del Rottweiler y la estabilización de las características de la raza actual.

ORIGEN ROMANO:

Una versión nos dice que el antecesor del Rottweiler era un perro pastor. Este perro los romanos lo usaban como guardián y para arrear el ganado (lo que no sabemos es si quien creó esta versión sabía que los romanos también tenían unos mastines que eran bien imponentes, y los llevaban con ellos a las batallas porque eran perros adiestrados para la guerra). Hay quienes afirman que el propio emperador Nerón mantenía cerca de él varios de los perros pastores para su protección personal. Cuando los romanos partían a invadir algún territorio nuevo, parte de la contienda era llevar estos perros para que arrearan el ganado de la legión.

Eventualmente algunos de los perros se quedaron en la zona que los romanos llamaron Area Flaviae, al norte de los Alpes, actualmente en Alemania. Esta zona fue conquistada en 74 d.C. y más tarde el Imperio Romano perdió su control en 260 d.C. La ciudad principal de esta región fue un centro administrativo y comercial durante la ocupación romana. Una vez terminado el dominio romano a la ciudad, y región próxima, se les llamó Rote Will, o Villa Roja, debido a las tejas romanas que eran de color rojo y fueron empleadas en las construcciones que allí quedaron. El nombre eventualmente cambió a Rottweil mientras que la importancia de la ciudad y región continuó aumentando. Los ganaderos se vieron en la necesidad de un perro que pudiera arrear el ganado a la ciudad y protegerlos a su regreso de los bandidos y malhechores; ocupación que el pastor de los romanos desempeñó.

ORIGEN EUROPEO:

Existe otra versión muy similar a la que acabamos de mencionar, excepto que afirma que el Rottweiler desciende del Mastín. Posiblemente originario del Mediterráneo, el Mastín, o una de sus descendencias, ya era conocido en toda Europa antes que Roma fuera Roma. Implicando que el antecesor del Rottweiler, posiblemente del linaje del Mastín, ya se encontraba en la zona que más tarde se llamaría Rottweil antes que los romanos llegaran allí. ORIGEN MIXTO:

Entonces existe la posibilidad, mencionada por varios autores, que es una mezcla de un perro que ya existía en la zona hoy conocida por Rottweil antes que los romanos llegaran allí. Tal perro se mezcló, de una forma u otra, con el perro mencionado de los romanos. De esta mezcla surgió el antecesor del Rottweiler. Lo cual tiene mucho sentido, pero hasta el momento no existen pruebas que lo confirme con certeza.

ORIGEN DE PASTOR:

Otra opinión es que su antecesor era un perro de pastoreo al cual se le mezcló con el Bullenbeiser que le dio la estructura doble. Esta versión no nos provee una historia tan detallada, pero implica que tal pastor era una raza natural; una raza que surgió de la mezcla entre los perros de una localidad sin la interferencia humana.

ORIGEN SUIZO:

Aun otra versión indica que el Rottweiler proviene de un perro de pastoreo suizo que fue antepasado del Perro de Montaña Bernés. Teoría la cual algunos no desacreditan ya que realmente el Rottweiler y el Perro de Montaña Bernés son bastante parecidos. DOS ROTTWEILER DIFERENTES:

Un dato en el que los expertos coinciden es que por un tiempo existieron dos tipos de Rottweiler. Uno más pequeño y ligero empleado para arrear el ganado. El otro más grande y fuerte usado para tirar del carro de la leche o semejante utilidad. Estos dos tipos eran criados y tratados como dos razas diferentes. Se estima que el de hoy en día es intermedio entre los dos.

PERRO CARNICERO:

Por un tiempo al Rottweiler se le llamó Perro de Carnicero. Cuando la electricidad no era una comodidad comercial, no existían frigoríferos. Tampoco el transporte prestaba las comodidades que hoy conocemos. En aquellos tiempos el carnicero tenía dos opciones; o traer al novillo, ya limpio, cargado en un carretón o en su propia espalda, o traerlo caminando. Obviamente era más cómodo que el novillo se transportara el mismo. Ese era parte del trabajo del perro de carnicero, ayudar a su amo a trasladar la mercancía.

Pero la cosa era más compleja. En algunos lugares de Europa era mandatorio que antes de matar una res, los perros la mordieran. Cruel, pero de esa forma todo el público se enteraba cuando había carne fresca, dato muy importante cuando no hay frigoríferos, y esto era parte de las obligaciones del Rottweiler. Claro, también tenía que defender a su amo en todo momento y de toda amenaza.

Aparentemente fue una de las razas de más utilidad en las carnicerías. A nuestro entender, excepto por morder a las vacas al conducirlas o antes de que fueran sacrificadas, este perro no fue empleado como perro de pelea ni de otras actividades sangrientas.

EL ROTTWEILER DE HOY:

A finales del siglo XIX, habiendo desaparecido la necesidad o siendo reemplazado por otros animales, el Rottweiler estuvo a punto de ser exterminado. Se comenta que en la zona de Rottweil sólo quedaba una perra. Entonces en 1910, aunque ya algunos individuos habían sido presentados en los concursos de perros, sucedió algo extraordinario; la asociación de perros policías en Alemania reconoció al Rottweiler. Este acontecimiento creó suficiente interés para que algunos criadores se dedicaran a esta raza.

Dada la influencia del uso como guardián por la policía, la raza se dirigió hacia un perro más robusto con cualidades de guardián y compañía. Se empleó un perro macho como modelo de las características deseadas, sirviendo de padre a un gran número de camadas. Tres generaciones más tarde se reforzó el linaje con uno de sus descendientes, volviendo a ser empleado como padre en otro gran número de veces. Realmente fue la selección de estos dos machos, y las normas selectivas (como la restricción del color blanco en el pelaje), lo que fundamentó las características del Rottweiler del presente. Y al menos se sabe que sus antepasados provienen de la región de Rottweil, al igual que el nombre de la raza.



 
Artículo Anterior Artículo Siguiente