Por Osho

El Amor es doloroso porque es el que crea el camino hacia la dicha. El Amor es doloroso porque transforma, el amor es mutación, pulsa en ti. Cada transformación es dolorosa porque lo viejo se transforma en lo nuevo. Lo viejo es familiar, seguro, lo nuevo es absolutamente desconocido. Te moverás en un océano sin rumbo. No puedes utilizar tu mente con lo nuevo; con lo viejo tu mente es muy hábil. La mente puede funcionar sólo con lo viejo; con lo nuevo la mente es completamente inútil.

Por lo tanto, el miedo aparece, y dejando lo viejo, la seguridad del mundo, el mundo de conveniencias, el dolor aparece.Es el mismo dolor que el niño siente cuando sale del vientre de la madre. El mismo dolor que el pájaro siente cuando sale del huevo. Es el mismo dolor que cuando el pájaro intenta por primera vez el vuelo.

El miedo a lo desconocido y la seguridad de lo conocido, lo impredecible de lo desconocido, nos hace estar aterrados.

Y porque la transformación es pasar por el estado de "ser" al estado del "no ser", la agonía es muy profunda. Pero no podemos tener éxtasis sin ir a través de la agonía. Si el oro quiere ser purificado, tiene que pasar a través del fuego.

El Amor es fuego.

Es debido al dolor del amor, por lo que millones de personas viven una vida sin amor. Ellos sufren demasiado y su sufrimiento es inútil. Sufrir en el amor no es en vano. Sufrir en el amor es creativo. nos lleva a los más altos niveles de consciencia. Sufrir sin amor es completamente un desperdicio; no te lleva a ningún sitio, te mantiene moviéndote en el mismo círculo vicioso.

La persona que está fuera del amor es narcisista, está cerrada. Se conoce sólo a si mismo. Y cuanto más se conoce a si mismo menos conoce a los demás, porque sólo el otro puede funcionar como un espejo. No podrás conocerte a ti mismo sin conocer a los demás. También el Amor es fundamental para auto conocerse. La persona que no conoce a los otros en profundidad, en intensa pasión, en completo éxtasis, no podrá conocerse a si mismo.

Las relaciones son un espejo, y contra más puro sea el amor, más alto es el Amor, cuanto mejor es el espejo, más limpio es y mejor se ve. Pero el amor más alto necesita que tu estés abierto. El más alto amor necesita que seas vulnerable. Tienes que dejar caer tu armadura; eso es doloroso. No tienes que estar constantemente en guardia. Tienes que dejar caer tu mente calculadora. Tienes que arriesgarte. Tienes que vivir peligrosamente. Los otros pueden hacerte daño. Ese es el miedo a ser vulnerable. El otro te puede rechazar; ese es el miedo a estar en el amor.

El reflejo que encontrarás en el otro de ti mismo puede ser feo; esa es nuestra ansiedad. Evitas el espejo. pero evitando el espejo no llegarás a ser bello. Evitando la situación tampoco crecerás. El desafío hay que tomarlo.

Uno debe de entrar en el amor. Es el primer paso hacia Dios y no se puede evitar. Aquellos que intentan evitar este paso de amor nunca alcanzarán a Dios. Esto es totalmente necesario porque tu te darás cuenta de tu totalidad sólo cuando eres provocado por la presencia del otro, cuando tu presencia es mejorada por la presencia del otro, cuando tu eres sacado de tu narcisismo, un mundo cerrado debajo de un cielo abierto.

El Amor es tu cielo abierto. Estar en el amor es estar sobre alas. Pero ciertamente, el cielo sin límites crea miedo.

Y abandonar el ego es muy doloroso, porque hemos sido enseñados a cultivarlo. Pensamos que nuestro ego es nuestro tesoro. Lo hemos protegido, lo decoramos, le sacamos brillo, y cuando el amor toca nuestra puerta, todo lo que se necesita para enamorarte es dejar de un lado al ego; ciertamente es doloroso. Es el trabajo completo de tu vida, es todo lo que has creado, ese feo ego, esa idea de que "Yo estoy separado de la existencia".

Esta idea es fea porque es irreal. Esta idea es ilusoria, pero nuestra sociedad existe, y está basada en esta idea, que cada persona es una persona, no una "presencia".

La verdad es que no existe ni una sola persona en el mundo, hay solo presencia. Tu no eres un ego separado del todo. Tu eres parte del Todo. El Todo penetra en ti, el Todo respira en ti, el Todo es tu vida.


El Amor te da la primera experiencia de estar sintonizado con algo que no es tu ego. El Amor te da la primera lección que pueda llevarte a la armonía, con alguien que nunca ha formado parte de tu ego. Si puedes estar en armonía con una mujer, si puedes estar en armonía con un amigo, con un hombre, si puedes estar en armonía con tu hijo o con tu madre ¿por qué no puedes estar en armonía con todos los seres humanos?

Y si estar en armonía con una simple persona da tanto disfrute ¿cual será el resultado si estás en armonía con todos los seres humanos? Y si estás en armonía con todos los seres humanos ¿por qué no puedes estar en armonía con los animales, y los pájaros y árboles?

Entonces un paso lleva al otro...

Osho
Artículo Anterior Artículo Siguiente