El primer paso que debes hacer es deshacerte de las bacterias de tu cuerpo que son las que le dan mal olor a tu ropa.


¿Cómo lograrlo?

Cuando acabes de ducharte, enjuagate con aproximadamente dos (02) litros de agua con el sumo de limón, repite el proceso cada vez que te bañes.

También puedes utilizar jabón quirúrgico, enjabónate y tenlo puesto por unos cinco minutos (si no eres alérgica), luego enjuagate.

Además puedes agregar unas gotas de Pinesol al lavado de la lavadora y así te quedará limpia y sin mal olor, luego la dejas secar bien, donde le de abundante sol.

 

Artículo Anterior Artículo Siguiente